Skip to Content

Tiempo de recortes

  • 5
    1 vote
    Su voto: Ninguno

Según el diccionario de la Real Academia Española, recorte es la acción y efecto de recortar, que a su vez es disminuir o hacer más pequeño algo material. Pero también es el regate para evitar la cogida del toro. Llegado este tiempo, seguramente nos gustaría hablar más de este último, del que tiene que ver con el arte del toreo, con el calorcito, con el verano en el pueblo, en definitiva, con las Fiestas. Pero no. Este tiempo no es precisamente para hablar de ese recorte, sino del otro, del que tiene que ver con la acción de disminuir los sueldos, los presupuestos, el gasto público, en definitiva, el bienestar y la tranquilidad de quienes poco tenemos la culpa de esta bendita crisis, pero que igual la estamos pagando.

¿En cuál de los dos estaría pensando el presidente de gobierno cuando anunció que recortaría el sueldo de los funcionarios públicos y congelaría las pensiones? Si se refería al de la fiesta taurina, mal vamos, porque si hablando del primero andamos como andamos, con este último nos alcanza el toro, sin duda. Un recorte sí es seguro, el de mente.

El caso es que mientras nosotros estamos contando los días para que llegue el verano y, con éste, las Fiestas con sus fuegos artificiales, sus casetas y sus recortes, el gobierno también los está contando, pero para que llegue el nuevo IVA y, con éste, el cacareado aumento de ingresos en las arcas del Estado, y los recortes, de poder adquisitivo, claro.

Los Ayuntamientos están haciendo de tripas, corazones, para celebrar este verano unas Fiestas dignas, con menos dinero pero con igual calidad. Tarea difícil si hablamos de que han tenido que recortar sus presupuestos para casi todo, incluidos los destinados a pagar a músicos, titiriteros, pirotécnicos y toreros. De este recorte, por no librarse, no se libran ni los recortadores.

Tiempos de recortes se avecinan. ¿Más? Sí. Sí. De todo tipo. Dentro y fuera de casa. Por eso, hay que estar preparados: tengamos a mano los petardos de Navidad por si hay que colaborar con los fuegos artificiales del pueblo; ahorremos algo de dinero por si hay que hacer frente a un imprevisto; desempolvemos las pistolitas de agua del niño por si nos da por jugar al tiro al blanco; guardemos bien la ropa de invierno por si luego no podemos renovar el fondo de armario; practiquemos con el karaoque por si hay que completar la orquesta; congelemos pan y tomate por si queremos un pan tumaca a mitad de sarao veraniego. En fin, si el tiempo es de recortes, recortemos, no vaya a ser que nos pille el morlaco.

Comentarios - total 0

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd> <p>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

By submitting this form, you accept the Mollom privacy policy.

Publicidad